domingo, 16 de agosto de 2009

Empezando... Transitando... y...



Me voy dividiendo en distintos estados,
ya no soy solo dual, soy cuatribanda.

Siento como mi mente intenta empezar una historia alternativa,
una historia que cicatrice mis heridas,
que me haga recuperar espacio,
hasta ahora, un enorme fatalismo llevaba toda la vida protegiéndome
del renocor y de la amargura y ahora estoy dispuesto a pasar página.

Ahora, tras las bofetadas y conmociones de la vida,
vuelvo la vista atrás con la esperanza de descubrir alguna confirmación
de mi propia valía, alguna señal de que estaba destinado,
al menos por un tiempo, a ser algo más que un títere,
que me ví superado por las inexorables circunstancias y no por ningún fallo interno.

Toda la vida he llevado encima como una losa que me inutilizaba para casi todo,
una monstruosa imaginación a la vez que todo me aburría...

Y ahora quiero realizar mis sueños...

"¿Y cuándo piensas relizar tu sueño?, le preguntó el
Maestro a su díscipulo. Cuando tenga la oportunidad de
hacerlo, respondió éste. El Maestro le contestó: La
oportunidad nunca llega. La oportunidad ya está aquí."